Diseño Urbano

Los espacios públicos están frecuentemente sujetos a la superposición de responsabilidades de múltiples agencias o autoridades e intereses de propietarios cercanos, así como los requerimientos de múltiples usuarios. Por lo tanto el diseño, la construcción y la administración del espacio público, demanda la consulta y negociación entre una variedad de esferas. Normalmente requiere de colaboración multidisciplinar con representación balanceada de los múltiples campos, incluyendo la ingenieríaecología, historia local y planeamiento del transporte urbano.

Alan Enríquez considera los siguientes aspectos para las propuestas a sus clientes:

  • Estructura urbana: Cómo los lugares se posicionan juntos y cómo las partes se interrelacionan unas con otras.

  • Tipología, densidad y sustentabilidad urbana: tipos de espacios y morfologías relacionadas con la intensidad de uso, consumo de recursos, producción y mantenimiento de comunidades viables.

  • Accesibilidad: Proveer una opción fácil y segura para moverse entre los espacios.

  • Legibilidad y guiamiento: Ayudar a las personas a encontrar el camino y entender cómo funciona el espacio.

  • Animación: Diseñar espacios para estimular actividad pública.

  • Mezcla de usos complementarios: Locación de actividades que permiten interacción contructiva entre ellas.

  • Caracterización y significación: Reconocer y valorar las diferencias entre un espacio y otro.

  • Continuidad y cambio: localizar las personas en tiempo y espacio, incluyendo lo que respecta al patrimonio y el soporte para la cultura contemporánea.

  • Sociedad civil: Hacer espacios donde las personas sean libres de encontrarse unas con otras como iguales cívicos, una componente importante en la construcción del capital social.